Páginas vistas en total

viernes, 2 de abril de 2010

Hemos Soñado


Hemos soñado con nuestros
cuerpos desnudos,
yo por ejemplo en ellos fantaseo que
voy besando tu espalda,
recorriéndola como si fuera un mapa,
tierras inhóspitas por descubrir,
lamiendo los finos muslos, tu pequeñas
y perfectas caderas,
ansiando alcanzar tus labios, tocando
tu pecho ¡oh! Mujer sagrada,
mordiendo tu cuello, haciéndome
uno con tu frágil cuerpo,
dando gracias a la vida
por tan magnánime
ofrecimiento de los dioses
a este pobre mortal.

Entro con mi mano en medio de tus piernas
y allí
conozco lo que es el paraíso, la vida eterna
y bebo el elixir de la vida a través
de tu sexo ¡oh! Frágil mujer,
temblando de amor, de emoción
y lleno de ternura
por ver
tu sacrificio perenne, tu ofrenda
para mi antigua vida.

De este modo sueño contigo
cada vez que duermo,
o estoy despierto
o cuando no distingo lo real de lo irreal,
bello sueño,
desnudes eterna,
máxima representación
de el cielo y el infierno hecho
mujer.

No hay comentarios: